Los individuos a los que nos sentimos atraídos actúan como espejos de nuestro conocimiento personal. Es por eso que nuestras relaciones adultas suelen ser más armoniosas que las anteriores. A medida que vamos desarrollando las cualidades de nuestro ascendente, las asociaciones que formamos con los demás se vuelven más ricas y armónicas. La carta natal nos muestra el camino hacia esta armonización, que se logra una vez que logramos integrar los signos opuestos que caen en el eje del Ascendente-Descendente.

La casa 7 es la puerta hacia el mundo exterior. Aquí aprendemos a socializar con los demás. El signo del descendente describe nuestro estilo para ello. Muchas veces las cualidades de este signo se encuentran latentes dentro nuestro. A través de las relaciones que formamos, vamos aprendiendo a expresar estas cualidades hasta que las hacemos propias.

En este artículo veremos el significado de la Casa 7 en los primeros seis signos del Zodíaco.


¿Te interesa una lectura personal? Descubra todas mis opciones de lectura y OFERTAS en mi página de consultas.


 

Lee el significado de la Casa 7 para tener una mejor comprensión del simbolismo de esta casa.

Aries en la Casa 7 – Libra en Casa 1

Las relaciones ideales son aquellas en donde podemos expresar nuestra propia identidad. Con el Ascendente en Libra, vamos desarrollando la capacidad de escuchar y de tomar en cuenta al otro. Y podemos decir que el leitmotiv de nuestra vida es la armonía. Nos sentimos atraídos hacia individuos con una fuerte autonomía personal y esto nos lleva a descubrir nuestras propias necesidades en las relaciones.

El camino al autoconocimiento nos lleva a relacionarnos con individuos que percibimos como individualistas, peleadores, ruidosos, egoístas etc. ya que este tipo de relaciones nos ayudan a descubrir lo que realmente queremos en una relación.

Te gusta la astrología?Suscríbete!

Y recibe GRATIS por email información sobre las Lunas Nueva y Llena de cada mes (SOLO para suscriptores), nuevos artículos, videos y más!

El equilibrio se encuentra cuando buscamos la unión entre dos individuos, o sea, donde las necesidades de cada uno sean tenidas en cuenta, en vez de ser el asistente del otro. Así aprendemos a expresar nuestros propios intereses en las relaciones a través de la gracia, el encanto y la diplomacia.

Tauro en la Casa 7 – Escorpio en Casa 1

Las relaciones ideales son aquellas en donde el contenido es más importante que en las formas. Con el Ascendente en Tauro vamos aprendiendo lo que son límites, lo que es placentero y lo que es importante según nuestros valores. Con el Descendente en Escorpio nos sentimos atraídos a relaciones que nos hacen sentir que somos más que un cuerpo. Vamos transformando nuestros valores a medida que profundizamos nuestras emociones.

El camino al autoconocimiento nos lleva a relacionarnos con individuos que percibimos como torturados, obsesivos, controladores, etc. ya que este tipo de relaciones nos ayudan a descubrir lo que realmente valoramos.

El equilibrio se encuentra cuando nos asociamos con individuos que buscan la intensidad en el placer emocional en vez del dolor. De esta manera, iremos profundizando nuestras propias emociones en la relación, hasta lograr sentir que nos fundimos verdaderamente con el otro.

Géminis en la Casa 7 – Sagitario en Casa 1

Nuestras relaciones ideales son aquellas en las que podemos explorar nuevas posibilidades, nuevas culturas y / o filosofías. Con el Ascendente en Géminis desarrollamos la capacidad de comunicarnos, estudiar y diversificar nuestros intereses y nos sentimos atraídos por asociaciones que nos permitan vivir nuevas experiencias. De esta manera, nuestra capacidad para comprender el mundo mejora a través de las relaciones que formamos con los demás.

El camino hacia el autoconocimiento nos lleva a asociarnos con individuos que percibimos como moralistas impacientes, sabelotodo, dogmáticos, ya que este tipo de relaciones nos ayudan a desarrollar nuestra forma de pensar y nuestras habilidades de comunicación.

El equilibrio se encuentra cuando nos relacionamos que aquellos que van en busca de la Verdad en vez de aquellos que creen haberla encontrado. Así aprendemos a explorar más allá de lo que conocemos y a expandir nuestra visión del mundo a través de las relaciones.

Cáncer en la Casa 7 – Capricornio en Casa 1

Las relaciones ideales son aquellas en las que podemos sentirnos nutridos y cuidados. Con el Ascendente en Capricornio vamos desarrollando la capacidad de tomar responsabilidad, de trabajar duro, de lograr nuestras ambiciones y nos asociamos con individuos que nos cuidan, que nos protegen y que apoyan nuestros proyectos. De esa manera, nuestros emprendimientos pueden salir adelante.

El camino al autoconocimiento nos lleva a relacionarnos con individuos que percibimos como malhumorados, infantiles, dependientes, inseguros, etc. ya que este tipo de relaciones nos ayudan a buscar lo que nos proporciona seguridad emocional.

El equilibrio se encuentra cuando nos relacionamos con seres cariñosos que nos proporcionan seguridad emocional en vez de pedirla incesantemente. De esta manera aprendemos a nutrir los lazos afectivos y la responsabilidad en las relaciones incluye el cariño, la atención y el cuidado.

Leo en la Casa 7 – Acuario en Casa 1

Con esta posición las relaciones más adecuadas son aquellas en donde nuestra auto-expresión es dignificada. Con el Ascendente en Acuario estamos desarrollando inventiva, originalidad y sentido de la igualdad social y nos asociamos a individuos creativos, expresivos y que, de alguna manera, son importantes dentro de su círculo social.

El camino al autoconocimiento nos lleva a relacionarnos con individuos que percibimos como tiránicos, orgullosos, centrados en sí mismos, etc., ya que este tipo de relaciones nos ayudan a descubrir nuestra propia individualidad.

El equilibrio se encuentra cuando nos asociamos con aquellos que nos hacen sentir creativos y especiales en vez de sus satélites. De esta manera, aprendemos a sentir nuestro propio brillo y a desplegar nuestros talentos para la sociedad.

Virgo en la casa 7 – Piscis en Casa 1

Con esta posición las relaciones más adecuadas son aquellas que mantienen una rutina ordenada. Con el Ascendente en Piscis estamos desarrollando la capacidad de romper con los límites de la realidad y poder unirnos con el Todo a través de la compasión y la entrega. Nos asociamos con individuos que tienen los pies sobre la tierra y que saben ver los detalles dentro del conjunto.

El camino al autoconocimiento nos lleva a relacionarnos con individuos que percibimos como criticones, irritables, escépticos, cínicos, etc. ya que este tipo de relaciones nos ayudan a descubrir nuestra capacidad de ver lo bello en todo.

Encontramos el equilibrio cuando nos asociamos con aquellos que nos ayudan a ver nuestras propias cualidades en lugar de enfatizar lo que ellos consideran nuestras deficiencias. De esta forma aprendemos a prestar atención a los detalles que hacen verdaderamente bellos al otro y así hacemos de este mundo un lugar mejor para todos.


Suscríbete a mi canal en Youtube

Videos sobre astrología